22.10.13

Tutorial: Cupcakes de Halloween de Calabaza, Nata y Chocolate



Debemos aceptar que Halloween ha invadido nuestras vidas y está entrando en nuestras tradiciones y fiestas populares. Así que hay que adaptarse a los cambios y no crear resistencia, ¡llegarán igual! . Aprovechémonos y hagamos ricas recetas, como estos Cupcakes de Calabaza. 


RECETA de Cupcakes de Calabaza, Nata y Chocolate.
Ingredientes para los 15 Cup Cakes:
 200 gr. de Harina Repostera (de la que ya contiene levadura) 
 200 gr. de azúcar
115 gr. de mantequilla a temperatura ambiente. (la normal no la de BCN)
190 gr. de puré de calabaza
2 huevos
½ cucharadita de café de jengibre
½ cucharadita de café de Clavo
1 cuchara de postre de Canela
1 cucharadita de café de bicarbonato sódico
1 cucharadita de café de Sal
1 cucharada de postre de pasta de vainilla (podéis echarle esencia, pero con pasta el sabor es más intenso)

Ingredientes para las Telas de Araña:
75 gr. de Chocolate Negro para fundir
75 gr. de Chocolate Blanco para fundir
Colorante naranja especial chocolate

Ingredientes para la Cobertura:
500 ml de Nata con un mínimo de 35,1% de materia grasa
50 gr. de azúcar

Utensilios:
1 molde para Cup cakes
15 cápsulas para Cup cakes naranjas y negras
1 Espátula
1 biberón para salsas
1 boquilla rizada (yo utilicé la 2D de Wilton)
1 manga pastelera desechable
1 cuchara para hacer bolas de helado
Un batidor de  varillas
1 picador (1, 2, 3, picadora Mxxxxxx…..)
R
ecipientes y cucharas de postre y café.
Papel de horno
1 Lápiz

Paso a Paso:

Puré de calabaza: Partir la calabaza verticalmente, quitarle las semillas, poner papel de horno en la bandeja del mismo y poner la calabaza con la parte cortada hacia arriba, durante unos 45 minutos a 175º.
Unos 10 minutos antes empezar a pinchar con un palillo para comprobar si ya está lista.
Una vez esté fuera y templada, pelar la calabaza, hacer pequeños cuadritos con ella e introducirla en el picador para hacer el puré. Reservar.


Cup cakes:
Precalentar el horno a 175º arriba y abajo (165º si es con ventilador)
Preparar las cápsulas e introducirlas en la bandeja para Cup cakes
En un recipiente, tamizar la Harina junto al jengibre, el clavo, la canela, el bicarbonato sódico y la sal. Reservar.
En otro recipiente batir con las varillas eléctricas la mantequilla a temperatura ambiente (que pongamos el dedo encima y se hunda un poco, ¡no al estilo BCN, que traspasas el trozo y tocas la mesa!) junto al azúcar, hasta que haya blanqueado la mezcla y estén bien integrados los dos ingredientes.

Añadir los huevos de uno en uno, y batir justo hasta que estén integrados.
Incorporar ahora la pasta de vainilla y batirla hasta que se haya mezclado bien.
Los siguientes pasos yo los realicé con la espátula mezclando a mano, pero si tenéis batidora con pala de mezclar lo podéis hacer con la pala que quedará igual de buena.
Mezclar poco a poco, despacio, la harina y el puré de calabaza, alternando harina, puré en tres veces. Empezando y acabando siempre con la harina. Mezclar hasta que todos los ingredientes estén bien integrados.


Ahora con la cuchara de helados coger la masa e introducirla en las cápsulas de Cup Cakes, poner la bandeja en el medio del horno y cocer durante unos 15-18 minutos.
A partir de los 15 minutos podéis ir pinchando con un palillo para ver si están listos. Ya sabéis, si sale limpio, ¡listo!.
Dejar enfriar durante 5 minutos dentro del molde, luego sacar y dejar enfriar (yo no utilizo rejilla, pero si tenéis los podéis poner a enfriar en ella).
 





Telas de Araña:
Coger el lápiz y un papel de hornear y dibujar las telas de araña como más os gusten. A continuación, darle la vuelta al papel (para que la tinta del lápiz quede debajo y no toque el chocolate) y ponerlo sobre una superficie rígida que luego podáis transportar fácilmente a la nevera (comprobad previamente que cabe en la nevera, ¡que nos conocemos!). Yo utilicé un salva-manteles individual de plástico rígido.
 

En un biberón apto para microondas pondremos el chocolate negro de 30 segundos, en 30 segundos. Cada vez que lo saquemos, iremos removiendo con un cuchillo de punta redonda, un palillo Japonés o un palillo de brocheta, ya que por la boca del biberón no cabe la espátula hasta que esté fundido y tenga una textura cremosa.
Hacedlo despacio, poco a poco, para que el chocolate no coja aire, sino luego nos saldrán burbujas.

Coger el biberón e ir delineando las telas de araña. Una vez hayamos acabado introducirlas rápidamente en le nevera durante unos 30m como mínimo. Si no las vais a utilizar enseguida, dejadlas dentro hasta el momento de servir los Cup cakes.

Para el chocolate blanco son los mismos pasos, pero en vez de deshacerlo en un biberón, lo haremos en un recipiente, para añadirle 3 gotas de colorante naranja para chocolate y remover poco a poco hasta que vaya obteniendo el color naranja. Si queremos más naranja, pues más colorante!. Luego lo pasamos a un biberón y la misma operación.

El biberón es el aplicador de chocolate más práctico para este caso, ya que debes trabajar con el chocolate caliente y con manga pastelera te quemarías las manos.


Cobertura:
Esta vez he escogido nata, es muy agradable para nuestros paladares y suaviza el especiado del Cup cake no tan común en nuestros postres.
Montar la nata y a medida que vaya cogiendo cuerpo ir añadiendo el azúcar.

El truco para montar bien la nata, no es otro que ésta tenga:
El 35,1% M.G.
Que tanto la nata como el recipiente donde la vamos a montar estén bien fríos (Yo introduzco unos 5 minutos antes el tetrabrik de nata en el congelador y el recipiente en la nevera nada más empiezo la receta)
Batir la nata con las varillas, primero unos 30 segundos a baja velocidad para que espese un poco y no salpique
Luego a velocidad máxima, sin miedo, a tope, hasta que veamos que está montada.
Podéis parar de batir y comprobarlo sin miedo, no se bajará. Nada más esté la textura que queréis dejar de batir, ya que si te pasas de batido, ¡la nata se convierte en mantequilla!.

Montaje:
Poner la nata dentro de una manga pastelera con una boquilla rizada (2D Wilton), decorar el Cup cake y clavarle la tela de araña como más os guste.



¡DULCE HALLOWEEN!

P.D.: ¡Los llevé al trabajo y de momento ningún intoxicado!. 
P.D.2.: Sólo hay una prueba de las telas de araña naranjas porque sufrieron un accidente, snif, snif.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Qué Ilusión!, ¿me vas a dejar un comentario?, ahora mismo lo leo.

Post nuevo Post antiguo Home
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...